Dibatag

El Dibatag está en peligro de extinción

Nombre científico: Ammodorcas clarkei

animales peligro extinción

Dibatag

El dibatag es un habitante exclusivo del cuerno de África, en concreto del Ogadén, región semi desértica que se extiende por el E de Etiopía y el centro N de Somalia. Es un antílope de formas muy gráciles cuya forma corporal recuerda la de una gacela, con líneas muy estilizadas, pero con unos cuernos similares a los del redunca: curvados hacia atrás y anillados en la base, y lisos y curvados hacia delante en la punta. Estos cuernos son la ornamentación exclusiva del macho y miden unos 15 a 25 cm.

El dibatag es un ramoneador que, como las jirafas, se alimenta a gran altura de brotes tiernos y de hojas de árboles, principalmente de acacias. Ésta es también la forma de alimentarse de otro antílope más conocido —es fácil observarlo en el Parque Nacional Samburu, en Kenia—, el gerenuk (Litocra-nius wallehs), y no es extraño que ambas especies hayan desarrollado adaptaciones similares en la forma de su cuerpo. En particular, un cuello muy largo que les permite alcanzar considerables alturas cuando ramonean en los espinosos arbustos de su entorno, y la capacidad de ponerse de pie sobre sus patas traseras, apoyando las delanteras sobre el tronco del árbol para alcanzar las ramas más altas.

Dejando aparte estas similitudes, el dibatag es fácilmente diferenciable del gerenuk cuando huye, porque proyecta la cola hacia adelante y arquea la cabeza hacia atrás. El generuk, cuyas dimensiones son algo mayores que las del dibatag, corre con la cabeza y la cola extendidas en la misma línea que el cuerpo.

Esta precisión es importante, ya que ambas especies coinciden en algunas zonas del cuerno de África, aun cuando el área de distribución del generuk es mucho más extensa. El dibatag es muy difícil de observar en su medio natural, a causa de su coloración purpúrea extremadamente críptica.

Cuando detecta un predador, suele quedarse inmóvil y mantener el cuerpo oculto entre la vegetación, apenas asomando su cabeza muy puntiaguda, prácticamente imposible de diferenciar visualmente de los matojos circundantes. Sólo si el observador se acerca a muy poca distancia, saldrá disparado exhibiendo su característica postura de huida.

El dibatag es un animal muy bien adaptado a las condiciones de extrema aridez de los desolados parajes que habita. Aparte del largo labio superior que le permite ramonear entre las más afiladas espinas de los matorrales y acacias, es capaz de sobrevivir sin beber una gota de agua, obteniendo el líquido vital de los vegetales que ingiere.

Es un animal territorial que marca su territorio con orina, heces y secreciones de las glándulas preorbitales y lo defiende con saña. Puede ser solitario o gregario; cuando escoge la vida gregaria, suele asociarse en grupos familiares de tres a seis individuos. Se supone que las hembras dan a luz en octubre y septiembre, tras una gestación que oscila en torno a los 200 días.

los animales en extinción

Artículos relacionados

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.